domingo, 21 de agosto de 2011

Aerocardal comenzó sus vuelos a Vallenar

Por Ricardo J. Delpiano

De acuerdo al plan anunciado, Aerocardal -el más antigua FBO de Chile- dio inicio a los vuelos regulares entre Santiago y Vallenar, marcando un hito de interés en la aviación comercial chilena actual,  el cual no estaba presente desde mediados de la década de 1990 cuando la desaparecida ALTA incursionó con operaciones de carácter regular en distintas ciudades y poblados del país.
 Dornier 328 de Aerocardal con el cual se realizan los vuelos a Vallenar. Hace unos días, Aerocardal adquirió un segundo ejemplar de este avión. Foto: S.Blaise/Blessed Eye

Orientado netamente a un tipo de viajero Premium la compañía busca abrirse camino en el mercado sin descuidar el eje central de su negocio: la aviación corporativa. En ese sentido y tomando parte de su experiencia en este sector del transporte aéreo, Aerocardal busca impulsar este nuevo emprendimiento comercial, aprovechando para ello la presencia de grandes corporaciones, las cuales generan un tipo de pasajero dispuesto a pagar más por asegurar traslados más rápidos y directos, evitando traslados aéreos a Copiapó o La Serena para luego continuar por tierra hasta los centros que concentran la actividad minera de la zona como son Guacolda, Caserones o Pascua Lama.
  
En ese sentido, el operador ha establecido un servicio regular con dos frecuencias semanales los días lunes y viernes, saliendo desde Santiago a las 10:00 y desde Vallenar a las 17:00. El itinerario permite a los pasajeros ir y volver al valle del Huasco dentro del mismo día, así como también trasladarse el primer día hábil de la semana para regresar a la capital al término de esta.

Si bien  en esta ruta Aerocardal no compite directamente con otras aerolíneas, si lo hace de manera indirecta disputando el segmento de viajeros premium, el cual es el de más alto valor e interés para las compañías aéreas. Dependiendo de su evolución en el tiempo y del éxito de la ruta, la presencia de las operaciones a Vallenar podrían tener alguna incidencia en el factor precio o en la oferta de asientos en rutas a Copiapó o La Serena. 

Con estos servicios, el aeródromo de Vallenar tiene operaciones comerciales de carácter regular, decisión que obligó a la Dirección General de Aeronáutica Civil a revisar la infraestructura del aeródromo y de los servicios que la institución presta en el mismo terminal como en apoyo a la navegación aérea. Para ello se destinaron dos técnicos de servicios de vuelo (TSV), dos expertos y un carro del SSEI, además de habilitar una torre de control portátil, que cuenta con equipos de comunicación, instrumentos y cámaras meteorológicas. 

El aeródromo de Vallenar cuenta con una pista de 1.400 metros x 30 de ancho, permitiendo la operación de aviones regionales así como también de operaciones en aviones de mayor tamaño hasta del tipo Airbus A32S o Boeing 737s. En enero pasado se realizaron trabajos de repavimentación de la pista como etapa previa para a la reactivación total del aeródromo, la cual tendrá lugar oficialmente en enero 2012. 

Si bien es temprano para afirmar que la ruta Santiago-Vallenar constituye el inicio de una aviación regional como existen en otros países, sus resultados permitirán establecer si existe o no una plataforma segura para iniciar nuevos emprendimientos comerciales de estas características, tomando en consideración la presencia de grandes inversiones y el crecimiento económico que Chile tiene en los últimos años.

No hay comentarios.: