martes, 11 de diciembre de 2012

British Airways presenta configuraciones para sus A380 y B787

Por Ricardo J. Delpiano 

Hoy British Airways presentó la configuración interior que tendrán sus Airbus A380 y Boeing 787-8 Dreamliner, aviones con los cuales esperan dar inicio a una nueva etapa en sus operaciones de largo alcance, con una renovación de la flota y la apertura de nuevos destinos.

En el caso del A380, British Airways ofrecerá una configuración de cuatro clases con capacidad para 469 pasajeros. En el piso superior se acomodarán 212 asientos, 53 en Club World (Business), 55 en World Traveller Plus (Premium Economy) y 105 en World Traveller. En la cabina principal, se dispondrán 257 plazas, con 14 asientos en First, 44 en Club World y 199 en World Traveller.
 Configuración seleccionada por British Airways para sus A380s. Foto: British Airways

Actualmente, British Airways posee pedidos por 12 A380, los cuales comenzarán a ser entregados a mediados del próximo año, el primero en julio, seguido de dos ejemplares en agosto y octubre, de acuerdo al último calendario del fabricante.

Willie Walsh, CEO de IAG, señaló que con el A380, la compañía pasará a ofrecer una nueva clase First, la cual será posible gracias a la mayor amplitud de la cabina que los actuales B747-400 y B777s que opera.

Por su parte, los B787-8 llevarán apenas 214 pasajeros distribuidos en tres clases, con 35 asientos en Club World, 25 en World Traveller Plus y 154 en World Traveller. Sin embargo, se espera que los B787-9 lleven la configuración tradicional de British Airways para sus vuelos de larga distancia de cuatro clases.

British Airways recibirá su primer B787-8 en mayo de 2013, seguido de otros dos equipos de esta versión hacia fines de año. Actualmente, la aerolínea posee un pedido de 24 B787s, ocho en la versión -8 y 16 de la serie -9.
 Mapa de asientos del B787-8 de British Airways. Foto: British Airways

Con la llegada del A380 y del B787, British Airways comenzará un proceso de renovación de la flota, reemplazando 20 B747-400 y 14 B767-300ERs en un periodo de cuatro años. A nivel general, los nuevos aviones representarán un incremento del 4% en la capacidad ofrecida y un aumento en la eficiencia en el consumo de combustible de 25% hacia 2025, según se reportó a través de ATW Online.

La compañía todavía mantiene en reserva cuales serán las rutas que operarán los nuevos aviones, decisión que espera oficializar ahora durante la primera de 2013. Los A380s probablemente serán destinados a las rutas de alta densidad desde Londres hacia Norteamérica, Lejano Oriente y Sudáfrica, mientras que los B787 estarán destinados a rutas de larga distancia con una demanda más sensible en Asia y Sudamérica, en lo que la compañía ha denominado “rutas vitales para el comercio”, estando éstas enfocadas en países emergentes.

Precisamente para el B787-8, Walsh señaló que “es ideal para abrir nuevas rutas donde no hay una demanda tan fuerte y que una vez que se construya, pueda reemplazarse por un avión más grande como el B787-9 o el B777”.

Boeing 787-8 surge como “ideal” para una posible ruta a Santiago

En julio, Willie Walsh precisó al London Evening Standard que British Airways busca lanzar rutas vitales para el comercio las cuales permitan mejorar y asegurar los resultados de la compañía ante el escenario incierto de la economía mundial, especialmente en Europa. Para esto, planea utilizar los 42 slots disponibles en Heathrow que recibió tras adquirir BMI los cuales son indispensables para las futuras operaciones. Entre los destinos mencionados están Guangzhou, Shenyang en China y Santiago de Chile en Sudamérica, además de vuelos a Seúl (ya inaugurados), Vietnam, Malaysia y Sri Linka.

Por su configuración, el B787-8 se transforma en un potencial candidato para cubrir una eventual ruta a Chile, permitiéndole a British Airways ofrecer un producto en similares condiciones a los de su competencia más directa (Air France), es decir, vuelos sin escalas y con las mismas clases de servicio que posee la aerolínea francesa, además de ofrecer a sus futuros pasajeros la alternativa de un nuevo hub en Heathrow de similares características al terminal 2 de Charles De Gaulle.

Durante el año, circularon versiones no oficiales de que British Airways podría volver operar a Santiago con B747-400 como una extensión de su actual ruta a Sao Paulo, operación que levanta suspicacias por la rentabilidad que se podría esperar, así como la relación que tendría ese tramo con los vuelos que realiza su socia LAN. Actualmente, la aerolínea nacional ofrece conexiones vía Sao Paulo con los vuelos de British Airways a Londres.

4 comentarios:

Andres dijo...

Si British Airways iniciara un nuevo destino en Sudamerica seria Lima muy por encima de Santiago. Especialmente por el increíble trafico de pasajeros al Reino Unido con conexión en Madrid ya sea por pasajeros de Oneworld (Iberia y LAN) o de Sky Team (Air Europa) y por las conexiones en Amsterdam (KLM) y Paris (Air France) y la posición estratégica que significa Lima para Oneworld mucho mas que Santiago que significa muchos costos extras por estar mas lejos.
Otro motivo, es porque van a necesitar llegar a Lima antes que Lufthansa lo haga (y esta pronta a reiniciar sus vuelos a Lima y ya no con con codigo compartido con Avianca en Bogota y TACA en Caracas).

Alexis dijo...

El CEO de British ya declaró que el próximo destino en Sudamérica sería Santiago, no Lima, incluso ni siquiera aparece en planes de la compañía.
Se cree que sería LAN la que en un futuro una la capital peruana con Londres.

Anónimo dijo...

No soy experto, pero tengo mis dudas que BA quiera volar a Lima a no ser que lo use como HUB de Oneworld... he viajado desde Europa en Lan Peru y me llamó la atención la cantidad de personas que continuan viaje en conexión, lo mismo a USA, lo que menos viajan en esos aviones son Peruanos o como destino final Peru.-

Javier.-

Benjamin Sale dijo...

Tenía entendido que la ruta SCL-LHW via LAN era el vuelo 704 SCL-MAD y despues el vuelo LAN 8000 operado por Iberia MAD-LHR.