lunes, 27 de enero de 2014

Ministerio de Aviación egipcio estudia reestructurar o fusionar a Egyptair para fortalecer a la aerolínea

Por Ricardo J. Delpiano

A330-300 de Egyptair. Foto: Airbus SAS
El ministro de Aviación de Egipto, Abdul Aziz Fadel, señaló en los últimos días que su cartera se encuentra estudiando la posibilidad de realizar una reestructuración importante en  Egyptair, la principal aerolínea de ese país, no descartando fusionarla con otros operadores.

Las declaraciones fueron realizadas en virtud de revertir las enormes pérdidas que la compañía ha venido registrando desde el inicio de la “Revolución del 25 de Enero” que significó cambios políticos importantes en el país ocasionando una fuerte disminución del turismo, una de las principales fuentes de ingresos de Egipto y de la propia aerolínea.

De acuerdo con los dichos del ministro al diario Al Borsa, el estudio está siendo realizado por expertos de aviación, quienes están estudiando diversos mecanismos para poner fin a las pérdidas de la compañía. Entre las opciones, se estudia que el Estado egipcio continúe como socio en el capital de la empresa, una fórmula que puede ser interpretada como un respaldo a una futura gestión en el caso de que no se consiga los resultados esperados o bien el panorama se complique.

Fadel fue explícito en señalar que todavía no existe una decisión clara al respecto, pero espera que los trabajos comiencen en el corto plazo.

De concretarse, esta será la segunda mayor reestructuración de Egyptair en los últimos años. La primera cirugía importante ocurrió en la década pasada, cuando la compañía reorganizó todas sus operaciones y renovó flota, con el fin de convertir a la compañía en una aerolínea altamente competitiva y eficiente, acorde al escenario mundial. El trabajo realizado ha tenido frutos importantes que se manifiestan en el posicionamiento global que la empresa ha tenido a nivel mundial, el aumento de rutas y frecuencias, así como también el ingreso a Star Alliance.

Egyptair ha sido una de las aerolíneas más afectadas con la Primavera Árabe y en especial por la Revolución del 25 de Enero. La inestabilidad política presente en Egipto continúa afectando al turismo y el ingreso de divisas, por lo que las aerolíneas enfrentan importantes desafíos para asegurar volúmenes de pasajeros rentables.

Para compensar el panorama adverso, Egyptair está orientando su estrategia en el tráfico étnico religioso, movimiento de trabajadores dentro del Medio Oriente (como el puente aéreo Egipto – Arabia Saudita) y un modelo hub, que permita a la aerolínea apostar por los tráficos de conexión aprovechando la posición geográfica de Egipto y de su capital (El Cairo), como puente natural que conecte África, Medio Oriente, Europa, Asia. Para incentivar los viajes, la aerolínea ha lanzando descuentos para quienes viajen a través de Egipto. Además, la aerolínea mejoró el servicio tanto en tierra como a bordo.

Las medidas impulsadas han significado mejoras en las finanzas. Según publicaron algunos diarios del país, Egyptair registró pérdidas por LE 1,7 mil millones (aproximadamente US$ 244 millones) en el ejercicio fiscal 2012-2013. El resultado constituye una reducción significativa de los pasivos en comparación con el periodo 2011-2013 cuando se reportó pérdidas por LE 3,13 millones (US$ 449,6 millones).

El anuncio de reestructuración llega en momentos en que Egyptair se encuentra próxima a realizar un pedido importante de aviones con el fin de alcanzar una flota de 127 equipos hacia 2025. Actualmente, la compañía posee una flota de 81 aeronaves (Airbus A320, A321, A330-200/-300, Boeing 737-800, B777-300ER, Embraer ERj170LR). Como parte del ajuste operacional tras la Primavera Árabe, decidió desprogramar algunos aviones como los A340-200 y los B777-200ER, además de ofrecer parte de su flota en wet lease a otras compañías.

El plan de flota considera continuar el retiro de los aviones más antiguos (principalmente los A320, A321, A340 y B777-200ER), para luego seguir con los A330-200 que serían dados de baja hacia 2018, equipos que serían reemplazados por A350XWB o B787, según indicó Hossam Kamal, CEO de Egyptair, a AIN Online en diciembre pasado (2/12/2013). También contempla aviones regionales de mayor capacidad (90 o más de 100 asientos), con el fin de avanzar hacia un transporte aéreo masivo, especialmente en rutas domésticas y de corto alcance.
Mapa de la red actual de Egyptair a nivel global. Fuente: Egyptair
Las directrices que se observan en Egyptair muestran que la compañía está recogiendo experiencias exitosas de distintas aerolíneas del mundo con el fin de evaluar los futuros pasos a seguir. La recuperación del turismo y la lenta vuelta de los viajeros a Egipto en los últimos meses permiten entregar un mejor panorama hacia el futuro.

La aerolínea egipcia apuesta por revertir las pérdidas en un plazo de dos años y para ello, busca continuar orientando su estrategia según el trabajo realizado durante los dos últimos años. Para tal efecto, busca profundizar el modelo hub con el lanzamiento nuevas rutas en África, Medio Oriente, Asia, llegando incluso hasta Sudamérica para los próximos años, con Brasil como primer mercado. “Estamos conectando de este a oeste", comentó Kamal. Paralelamente, busca estrechar relaciones dentro de Star Alliance mediante acuerdos de códigos compartidos.

Egyptair junto a South African Airways, Ethiopian y Kenya Airways, son las cuatro aerolíneas que controlan el mercado africano. Las tres primeras son miembros de Star Alliance y poseen una estrecha relación de cooperación, que incluso ha permitido anticipar una futura creación de una alianza o aerolínea panafricana.

Actualmente, el mercado aéreo egipcio está conformado por las compañías Egyptair y su filial Egyptair Express, Air Arabia Egypt, Air Cairo, Air Memphis, AMC Aviation, Almasria, Nesma Airlines y PAS Petroleum Air Services, entre otras más pequeñas. De las mencionadas, Egyptair, Air Arabia, Air Cairo, Air Memphis y PAS, realizan vuelos regulares mientras las restantes están dedicadas a vuelos chárter. Egyptair está en manos del Estado y posee nueve filiales entre aerolíneas, servicios aeroportuarios, mantenimiento, entrenamiento y servicios a terceros.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Egipto tiene un ministerio de aviación? Interesante. Que gusto que países como los nuestra región tuvieran organismos así dedicados exclusivamente al transporte aéreo.