sábado, 16 de enero de 2016

TAP Portugal se reestructura: cancela rutas en Sudamérica y relanza Portugalia como TAP Express

Por Ricardo J. Delpiano

TAP A330-200 (A.Ruiz)
Foto: Alejandro Ruiz
Con el fin de dar curso a la promesa de que una “nueva TAP” sea una realidad, la compañía administrada ahora por Atlantic Gateway, cuyo uno de sus accionistas es David Neeleman, fundador de JetBlue y Azul Linhas Aéreas, se prepara para realizar importantes cambios entre los que destacan ajustes en la malla aérea, establecimientos de sinergias y el lanzamiento de Portugalia, como una aerolínea regional bajo la marca TAP.

Si bien TAP no ha abandonado su plan de posicionar a Lisboa como centro de conexiones y puerta de entrada a Europa, la situación de la economía de Brasil –su principal mercado internacional- y la necesidad de ser más eficiente para mejorar la situación económica interna, la está obligando a realizar ajustes significativos en su red. Para tal efecto, la compañía ha decidido cancelar aquellos servicios más débiles y postergar algunos aumentos de frecuencias hasta que las perspectivas mejoren para la compañía.

A partir del 27 de marzo, TAP dará por terminada la ruta triangular Lisboa – Bogotá – Panamá – Lisboa, operada tres veces a la semana con Airbus A330-200, además de la ruta Lisboa – Manaos. Además, desde finales de junio, TAP dejaría sin efecto sus planes de aumentar siete sus vuelos entre Lisboa y Belo Horizonte, la reducción de cuatro a tres los vuelos en el tramo Lisboa – Porto Alegre, y la cancelación de la tercera frecuencia planificada entre Porto y Sao Paulo (GRU). Otros de los cambios es la eliminación de la 11va frecuencia semanal a Luanda, capital de Angola.

El término de la ruta a Colombia y Panamá es la más emblemática porque marca un quiebre con el proceso de expansión que venía realizando en el último tiempo con la intención de diversificar su red apostando por nuevos mercados que tradicionalmente no habían sido atendidos. Pese al impacto que significa la decisión, el fin de este servicio como los ajustes en otros destinos no califican como significativos considerando la red completa de la aerolínea.

Por el momento, TAP concentrará esfuerzos en mercados más rentables y consolidados, aumentando por ejemplo, frecuencias desde Lisboa a Miami y Sao Paulo (GRU), este último por ser el principal centro urbano y de negocios de Brasil, desde donde los pasajeros pueden conectar a otros destinos del país a través de los acuerdos con otras compañías –como GOL, por ejemplo-.

Uno de las transformaciones más importantes, será la renovación por completo de la identidad y rol de Portugalia (PGA), compañía con la que se fusionó años atrás, a la que rebautizará como TAP Express. A partir del 27 de marzo de 2016, PGA dará paso a TAP Express y contará con una nueva flota, conformada por ocho ATR 72-600 y nueve Embraer ERj190, aeronaves que se integrarán entre marzo y julio con una inversión aproximada de US$ 435,3 millones.

La selección de estos dos modelos de aviones no es casual, ya que TAP aprovechará las sinergias con Azul con la que alcanzó una negociación adecuada para ambas empresas. De esta manera, tanto la firma portuguesa como la brasilera pasarán no sólo a unificar homogenizar sus flotas, sino que reducirán costos como es el caso de mantenimiento realizado en los dos casos por TAP Maintenance & Engineering (TAP M&E).

La inversión en la nueva flota regional se agrega al pedido de 53 aviones Airbus (15 A320neo, 24 A321neo y 14 A330-900neo), a la instalación de Sharklets en algunos A320 y a la renovación de interiores, que han sido anunciados previamente por la línea aérea.

Como futura compañía de bajo costo y tarifas bajas (LCC), TAP busca maximizar y hacer más eficientes sus recursos. Para realizar un mejor uso de su flota de corto alcance, la aerolínea implementará el servicio “Ponte Aérea” con 16 frecuencias diarias en ambos sentidos entre Lisboa y Porto, atendidas con los aviones de TAP Express como con la flota de TAP dependiendo de las condiciones de la demanda de cada vuelo.

TAP espera ir elevando la tasa de uso de sus aviones y ofrecer más frecuencias a los distintos destinos que opera, especialmente aquellos de corto y medio alcance tal como ocurre en la conexión Lisboa – Porto. En el servicio “Ponte Aérea” la aerolínea ofrecerá una atención expedida, rapidez en el embarque y desembarque y tarifas altamente competitivas que permitan atraer pasajeros al viaje en avión.

Complementando parte de la transformación, TAP modernizará también su plataforma digital para facilitar las reservas de pasajes y poder en el futuro, ofrecer nuevos servicios adicionales característicos de las aerolíneas de bajo costo.

La compañía asegura que todos los cambios de están orientados a crear una compañía fuerte con una marca potente y consistente, acorde a la visión del negocio que se quiere implementar. Fernando Pinto, CEO de TAP, indica en una carta abierta que la aerolínea “tiene la capacidad de inversión para crecer y convertirse en una aerolínea moderna y competitiva, que dé respuesta a las necesidades de los clientes y esté fuertemente comprometida con los mercados donde opera”.

4 comentarios:

Buauahshgs dijo...

Tap Portugal es una excelente compañía aérea!
La tripulación es un 7, y el servicio de economy abordo es perfecto, nada que decir.
Lisboa es un buen centro de conexiones de entrada a Europa, las conexiones son expeditas, y también hay un excelente Dutty Free.
Saludos

Anónimo dijo...

Se esfuma la posible llegada a LIM entonces...

Anónimo dijo...

Si, en este caso no por Lima sino x Tap. Lima ya se metio a British, mientras SCEL sigue esperando..

Shoshinsha dijo...

Raro que cierren la ruta a Bogotá. Tal vez no eran capaces de ofrecer precios competitivos ante la rivalidad de Avianca, Iberia, Air France, KLM y Lufthansa.

Se me hace raro porque AV e IB han aumentado frecuencias y Air Europa y Turkish abren rutas este año, lo cual no es indicativo de la falta de dinamismo del mercado.

No pudieron con la competencia o no se supieron promocionar.