martes, 23 de febrero de 2016

American Airlines renovó su Admirals Club, sumándose a LATAM y Avianca en el mejoramiento de la oferta Premium en el aeropuerto de Santiago

Por Ricardo J. Delpiano

American Airlines Admirals Club Santiago (RD)
Foto: Ricardo J. Delpiano
En los últimos meses, el aeropuerto Arturo Merino Benítez de Santiago ha incrementado su oferta de tiendas y servicios de alto nivel con la inclusión de prestigiosas marcas. Junto a estas, las líneas aéreas –elementos fundamentales de la actividad en un aeropuerto- también han aportado su cuota a través de la apertura o modernización de sus respectivos salones VIP.

A las salas de LATAM Airlines y Avianca inauguradas en el transcurso de 2015, se suma ahora la propuesta de American Airlines, compañía que recientemente ha renovado su Admirals Club en el aeropuerto de Santiago para ampliar su oferta de servicios a más pasajeros. De esta forma y pese a que está presente desde hace años, la modernización realizada se enmarca dentro del mejoramiento de la oferta de servicios al pasajero en el terminal aéreo, siendo la primera en su tipo que se realiza bajo la nueva concesión a cargo de Nuevo Pudahuel.

El Admirals Club Santiago es uno de los más de 50 salones de American Airlines distribuidos alrededor del mundo. Ubicado en el sector de embarque internacional después del control de migración y los filtros de seguridad, específicamente entre las puertas 18 y 19, posee una superficie total de 700 metros cuadrados siendo uno de los más grandes del aeropuerto. Funciona de abril a septiembre desde las 6:00 hasta las 22:00 horas y de octubre a marzo hasta a las 22:30 horas, atendiendo a todos los vuelos de la compañía y la alianza oneworld.

En su distribución cuenta con dos grandes salas a izquierda y a derecha del mesón de bienvenida donde cada pasajero se presenta y registra. Cada una de estas cuentan con una suficiente amplia y una buena iluminación, entregada por la luz artificial como la luminosidad natural que ingresa por las ventanas que dan hacia la plataforma.

Con 179 asientos en total, tres duchas y 12 baños, el Admirals Club tiene todo para brindar la máxima comodidad a los viajeros. En las dos salas, los viajeros encuentran una oferta amplia de comidas y bebidas, bar abierto de vinos y otros licores, además de café, té y bebidas que están a disposición durante todas las horas de funcionamiento del recinto. Para quienes necesitan aprovechar el tiempo, existe un business center con computadores, estaciones de trabajo y conectividad de internet Wi Fi, uno de los elementos más solicitados por los viajeros en un aeropuerto.

Una de las novedades es el área reservada exclusivamente para los niños. En un ambiente aislado, el Admirals Club ofrece un área de juegos para los más pequeños donde pueden hacer más amena la espera junto a sus padres. American es consciente de que el descanso y la comodidad son aspectos esenciales que contribuyen a la “mejor experiencia de viaje” y por lo mismo ha cuidado que el funcionamiento y las actividades de los más pequeños no interrumpan al resto de los invitados.

La concepción del Admirals ha variado con el tiempo. Ahora, más que presentarla como un clásico salón VIP, se muestra este espacio con un formato más de un club, que invite e integre a más personas a experimentar una espera más distendida y cómoda de su vuelo. Una propuesta que va acorde a los tiempos actuales, en los que la aviación ha dejado de ser un medio de transporte de élite y se ha vuelto accesible para todos.

Hoy los pasajeros que tienen acceso al Admirals Club son aquellos que tienen categoría Platinum, Executive Platinum con American Airlines o sus equivalentes de la alianza oneworld,  con categoría Emerald o Sapphire, además quienes viajan en First o Business Class, en cualquier aerolínea de la alianza. Para aquellas personas que no cumplen con estos requisitos, la aerolínea ofrece pases por el día (US$ 50 + iva) y membresías mensuales (US$ 99) y anuales (US$ 500), las cuales pueden ser adquiridas directamente en el Club (valores sujetos a cambios sin previo aviso).

Con la sala VIP de LATAM Airlines – inaugurada en 2015- y la modernización del Admirals Club de American Airlines, los pasajeros que viajan por las aerolíneas de la alianza oneworld desde o hacia Santiago, cuentan con la mayor oferta Premium de todo el terminal con dos amplios espacios a su completa disposición. Actualmente, las aerolíneas oneworld que operan en Santiago son LATAM Airlines (LAN y TAM), American Airlines, Iberia y Qantas, colocando al aeropuerto como uno de los importantes centros de conexiones de la alianza.

Al respecto, personal de American señala que no hay una preferencia de viajeros por la sala de una u otra compañía. “Hay pasajeros que prefieren la de American Airlines porque no es tan grande y es más exclusiva, otros que van a las dos dependiendo de su viaje”.

Actualmente, el aeropuerto de Santiago cuenta con espacios preferentes para todas las aerolíneas que ofrecen un producto Premium, uno por cada alianza global (oneworld, Star Alliance y SkyTeam), lo que contribuye a ampliar y mejorar la oferta de servicios independiente de la saturación y las limitaciones que impone la actual infraestructura.

Respecto a futuros planes, American Airlines es una de las primeras compañías aéreas que ha confirmado que abrirá un nuevo Admirals Club cuando se inaugure el futuro terminal internacional que Nuevo Pudahuel construirá al sur del actual edificio. En ese futuro espacio, la compañía espera no sólo continuar el dedicado servicio que la caracteriza, sino que mejorarlo con la incorporación de las últimas tendencias y novedades, todo siguiendo el espíritu de cambio que está marcando a la “nueva American”.

No hay comentarios.: