domingo, 21 de julio de 2019

JetSMART destaca por primera vez por su puntualidad a nivel mundial y las tres principales líneas aéreas chilenas están dentro del top 20

Por Ricardo J. Delpiano

JetSMART A320s rodando (JetSMART)
Foto: JetSMART 
Próxima a ingresar al tercer año de operaciones, JetSMART recibe una buena noticia al ser mencionada entre las 20 líneas aéreas más puntuales del mundo. A pesar de un número menor de vuelos en comparación con sus competidores, el resultado entrega a la primera línea aérea de ultra bajo costo y tarifas bajas (ULCC, por sus siglas en inglés) de Chile una buena carta de presentación hacia los usuarios.

Según el informe de junio de Official Airline Guide (OAG), JetSMART ocupa el puesto número 16 a nivel mundial con un 86,8% de puntualidad de sus vuelos en el mes de junio que corresponden a 1.190 operaciones consideradas. En la medición, se ubica inmediatamente detrás de Azerbaijan Airlines y por delante de All Nippon Airways (ANA).

Considerando sólo las líneas aéreas chilenas, el puesto de la ULCC se encuentra después de LATAM (90,4% de vuelos a tiempo, puesto 6) y por delante de SKY (85,4% de puntualidad, puesto 19). Con esto, las tres principales líneas aéreas chilenas se encuentran dentro del top 20 de puntualidad mundial en una muestra más del alto estándar de servicio que ofrecen.

Al comentar los resultados, Estuardo Ortiz, CEO de JetSMART, destaca que la muestra es un reflejo del compromiso asumido por la empresa por entregar un gran servicio que es accesible para todos. “OAG es una institución reconocida a nivel mundial por su seriedad y credibilidad, por lo que es un incentivo para seguir haciendo las cosas tan bien como lo hemos hecho, en tan solo dos años desde nuestro inicio de operaciones”, dice.

El resultado se interpreta como el cumplimiento de una de las promesas hechas a los pasajeros desde el inicio de sus operaciones: disponer de viajes sencillos, en los que se pueda pagar un bajo precio por volar, vuelos sin escalas y operaciones confiables, cuya puntualidad permita a las personas disponer mayor tiempo en sus destinos.

En JetSMART, califican el resultado como un acompañamiento de lo que vienen destacando durante en 2018 en términos de excelencia operacional, basándose en los informes publicados por la Junta Aeronáutica Civil (JAC). “La aerolínea lideró durante todo el 2018 como la compañía más puntual en sus salidas”, dicen.

Considerando el reducido número de aviones que operan (ocho en Chile y tres en Argentina), la medición de OAG refleja la alta eficiencia conseguida y la confiabilidad que provee una flota de aviones nuevos que reduce probabilidades de contingencia. En términos de eficiencia operacional destacan los procesos de turn around en los aeropuertos, especialmente en Santiago, cuya saturación de infraestructura tiene incidencias en las operaciones, y el crecimiento de la red punto a punto.

La puntualidad es uno de los ítems más valorados por los usuarios al momento de seleccionar una compañía aérea. Su importancia cobra relevancia en tramos cortos en los cuales el pasajero espera desplazarse rápidamente y con el menor número de contratiempos posibles entre un lugar y otro. A nivel interno de las compañías aéreas, es un indicador importante para medir el desempeño del equipo e identificar posibles oportunidades de mejora en un proceso constante de superación.

Dentro de los estándares de la industria, una operación es considerada “a tiempo” cuando sale o arriba dentro de los 15 minutos indicados en la salida de itinerario. La salida de un vuelo está determinada por la hora de cierre de puertas. Se suele calificar como óptimo una puntualidad promedio que se ubica en un 80,0% o superior. No obstante, factores como la meteorología adversa, gestión del tráfico aéreo, problemas de infraestructura y falta de equipamiento en algunos aeropuertos o aeródromos que son ítems ajenos a las aerolíneas -y que estas no pueden controlar-, los que pueden afectar sus indicadores a pesar de la programación previamente definida.

sábado, 20 de julio de 2019

Ignacio Cueto, presidente de LATAM, destaca la voluntad de Argentina para avanzar en el intercambio de aviones

Por Ricardo J. Delpiano

Ignacio Cueto (LATAM)
Foto: LATAM 
Ante la posibilidad de conseguir un histórico intercambio de aviones en Argentina, Ignacio Cueto, presidente de LATAM Airlines Group, valora la disposición de la autoridad aeronáutica del país para avanzar en la materia. Si bien la mayor línea aérea latinoamericana es uno de los actores más interesados en conseguir ese beneficio para modernizar e incrementar las eficiencias de su filial, la medida beneficia a toda la industria, además de afianzar medidas de confianza entre ambos países.

“Creemos que son los pasos naturales que debiera ir dando la autoridad para abrirse tal como lo han hecho otros países en la región”, señala Cueto, tras participar en el programa de sostenibilidad colaborativa “Recicla Tu Viaje” presentado por LATAM en Santiago. El máximo directivo de la compañía enfatiza en la necesidad de que autoridades y la industria aérea trabaje en conjunto para avanzar en la eliminación de barreras para la aviación en la región.

No es primera vez que LATAM, como otros actores de la industria, llaman hacia una armonización de la normativa entre los países de la región, ya que es la única forma de igualar condiciones con los grandes bloques económicos como lo son la Unión Europea o los Estados Unidos. En conferencias o foros de la industria, se ha puesto en evidencia el tema regulatorio como un mecanismo que ralentiza procesos o eficiencias que se pueden conseguir. “Como países pequeños no podemos competir al mismo nivel con grupos de países en el resto del mundo”, puntualiza el presidente de LATAM.

La semana pasada, la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) de Argentina firmó un memorándum para la vigilancia de la seguridad operación con la Dirección General Aeronáutica Civil de Chile (DGAC), documento que, si bien no autoriza un intercambio de aviones, abre la posibilidad para que las líneas aéreas de ambos países utilicen aeronaves registradas en el Estado contraparte. De aprobarse, operadores aéreos argentinos podrían utilizar aviones con registro chileno (CC-) en vuelos dentro o desde su territorio, tal como las líneas aéreas chilenas pueden hacerlo en la actualidad, pese a la inexistencia de este acuerdo.

Históricamente, la normativa trasandina exige que todos los operadores que cuenten con un Certificado de Explotación de Servicios Aéreos (CESA) –equivalente al AOC- deben operar con equipos registrados en Argentina (LV-), atender sólo rutas en el país o que conecten a este con terceros y sean operados o atendidos con personal argentino. Por consiguiente, se impide la rotación de aeronaves con otras empresas y en terceros países, limitando oportunidades de crecimiento.

El uso de aeronaves con registro extranjero no implica que tripulaciones o personal técnico argentino vean afectados sus puestos de trabajo, ya que el beneficio sólo guarda relación con el material de vuelo. Por lo mismo, la Cámara de Compañías Aéreas (JURCA) apoya la flexibilización de la norma, especialmente ante el contexto actual. Si bien los gremios aeronáuticos se oponen a la decisión, por considerarla como un “atento a la soberanía”, la petición de los propios pilotos de LATAM Argentina representa una especie de quiebre al interior de la organización.

Ante un creciente escenario electoral y la posibilidad de un eventual cambio de gobierno que podría implicar un retroceso en las políticas públicas favorables al transporte aéreo, Ignacio Cueto considera que no existe “un apuro” por conseguir el intercambio de aviones. “El escenario político es importante, como en todos los países donde operamos”, dice, aunque la preocupación principal guarda relación con el escenario económico que enfrenta el país. “Argentina tiene vaivenes económicos y eso se refleja en la demanda, en el tipo de cambio y una serie de temas que son importantes para esta industria”.

Cabe recordar que el factor de crisis en Argentina tuvo un impacto importante en la demanda de los vuelos de LATAM que contribuyeron a una pérdida por US$60,1 millones, según indican a los resultados financieros publicados por la empresa para el primer trimestre 2019. “Todos estamos esperando que Argentina se recupere, aunque hay mucha incertidumbre aún”, sentencia Cueto. 

viernes, 19 de julio de 2019

Emirates amplía su presencia en América Latina al incorporar a Ciudad de México como destino

Por Ricardo J. Delpiano

Emirates FLL Route Launch at Airport
Foto: Emirates 
A un año de inaugurar sus vuelos a Santiago, Emirates amplía su presencia en la región al oficializar su llegada a México. A partir de 09 de diciembre, la línea aérea tendrá un vuelo diario en la ruta Dubái – Barcelona – Ciudad de México, elevando a cinco sus destinos en América Latina.

Como en Chile, la llegada de Emirates era un anhelo para las autoridades mexicanas que desde hace tiempo venían negociando con la principal compañía aérea de Dubái para ampliar la oferta y conectividad de México hacia nuevos mercados. En ese sentido, la llegada de esta aerolínea se puede interpretar como parte de los resultados multisectoriales conseguidos en la materia que, junto con el crecimiento económico de México y la expansión de la industria aérea, están permitiendo la llegada de líneas aéreas como All Nippon Airways (ANA), China Southern, y próximamente, Turkish Airlines a ese país.

Para solucionar los inconvenientes operacionales derivados de la altitud del aeropuerto de Ciudad de México, Emirates incluye la escala en Barcelona en ambos sentidos. Gracias a los derechos de quinta libertad, los pasajeros podrán utilizar la línea aérea en cualquiera de los tramos a operar. “El vuelo de Emirates a la Ciudad de México será un servicio conectado con Barcelona, lo que significa que los clientes podrán viajar entre las dos ciudades con un estilo y comodidad sin precedentes. Los ciudadanos de México, España y los Emiratos Árabes Unidos solo necesitarán sus pasaportes para disfrutar del viaje sin necesidad de visado”, destaca la línea aérea al comentar su nueva operación.

“Dada la gran altitud del aeropuerto de Ciudad de México, no es posible operar un vuelo sin escalas desde Dubái, por lo que Barcelona es una alternativa lógica para hacer escala. Nos complace ofrecer una conexión directa en la ruta entre la ciudad española y Ciudad de México, que ha sido descuidada durante mucho tiempo por otras aerolíneas y ha permanecido desatendida a pesar de la fuerte demanda de los clientes. Queremos agradecer a las autoridades y a nuestros socios tanto en España como en México su apoyo a la nueva ruta y esperamos ofrecer nuestro producto único y servicio galardonado a los viajeros”, añade Tim Clark, presidente de Emirates.

Las declaraciones de Clark apuntan directamente a la competencia en el tramo Barcelona – México DF, atendido actualmente por Aeroméxico que, previamente en años anteriores y recientemente, había suspendido la ruta generando inconsistencias en el servicio.

Precisamente, la línea aérea del “Caballero Águila” ha mostrado su disconformidad con el ingreso de Emirates a México a través de Barcelona llegando a interponer un recurso de amparo en 2018 ante el 14vo Juzgado de Distrito en Materia Administrativa en México para evitar la operación. En su acción, declara no estar en contra de la libre competencia y el uso de las quintas libertades aéreas, pero que en este caso se trata de una línea aérea subvencionada por el emirato de Dubái, por lo que se trataría de una competencia desleal. El argumento es similar a la postura adoptada por sus pares en los Estados Unidos, especialmente Delta.

Aeroméxico opera actualmente tres frecuencias semanales México – Barcelona con equipos Boeing 787-8. La línea aérea intentará competir con Emirates elevando frecuencias en el corto-mediano plazo hasta cuatro o cinco vuelos por semana, sin que hasta el momento exista certeza de ello. Según los itinerarios publicados para diciembre, la firma azteca mantiene su operación actual con los tres vuelos por semana. No obstante, en declaraciones recientes, Andrés Conesa, CEO de Aeroméxico, indica que se busca llevar la frecuencia a diario. 

Miguel Torruco Marqués, ministro de Turismo de México, declara que “México apoya el lanzamiento del tan esperado vuelo Dubái – Barcelona – Ciudad de México”, agregando que “responde a la política turística del Gobierno de México para abrir nuevos mercados y fortalecer la conectividad con Medio Oriente", Por su parte, Rodrigo Vásquez, director general de la Autoridad de Aviación Civil Mexicana, manifiesta que “la llegada de Emirates contribuirá significativamente a mejorar nuestra red de conectividad internacional al sumar servicios diarios a Dubái y más allá".

En su nueva ruta a México, Emirates utilizará equipos B777-200LR con capacidad para 302 asientos (38 en Business Class y 264 en Economy Class) ofreciendo una capacidad semanal de 4.228 plazas compartidas con Barcelona. Considerando las otras dos frecuencias diarias que la línea aérea de Dubái dispone hacia la Ciudad Condal, ambas en Airbus A380, se estima que la oferta será suficiente para atender la demanda desde la capital azteca tanto en carga como en pasajeros. Al utilizar el B777-200LR, este avión queda como el equipo asignado a todas las rutas latinoamericanas, a excepción de Sao Paulo (GRU) que opera con A380.

Entre las razones que entrega la línea aérea para abrir los vuelos hacia y desde México, están ser un destino popular en viajeros corporativos, su fuerte actividad turística y el creciente intercambio comercial. Particularmente, hace referencia hacia los Emiratos Árabes Unidos, España, India, Pakistán, Singapur, Egipto y el Líbano. “México también es hogar de algunas comunidades de Oriente Medio, que ahora pueden aprovechar el nuevo servicio”, agregan.

De acuerdo con datos de la oficina de Turismo de Dubái, el emirato también está aumentando su popularidad entre los viajeros mexicanos. “Sólo durante los primeros cinco meses de 2019, el número de visitantes mexicanos a Dubái ha crecido un 32,0% en comparación con el mismo período del año pasado”.

El vuelo de Emirates (EK255) hacia Ciudad de México está programado para partir a las 03:30 horas desde Dubái, llegando a Barcelona a las 08:00 horas. Tras una escala de dos horas, sale a las 09:55 para aterrizar en la capital azteca a las 16:15 horas. De regreso, la salida está prevista a las 19:40 horas para llegar a Barcelona a las 13:25 horas y seguir a Dubái a las 15:10 horas llegando a las 00:45 horas del día subsiguiente de salir de México. Según la compañía, el itinerario “facilitará las conexiones hacia numerosos destinos en la India, el sudeste asiático y el Medio Oriente”.

jueves, 18 de julio de 2019

LATAM lanza inédito programa regional de reciclaje colaborativo a bordo que involucra a pasajeros

Por Ricardo J. Delpiano

LATAM Recicla Tu Viaje (RD)
Foto: Ricardo J. Delpiano
Con el lema “ReciclaTuViaje”, LATAM Airlines presenta su nuevo programa de responsabilidad medioambiental que involucra por primera vez una acción directa y colaborativa entre pasajeros, línea aérea y la cadena de proveedores. Se trata de un esfuerzo único en la región ya que, por primera vez, se intenta llevar a gran escala un plan de reciclaje en los aviones durante el vuelo, al menos en la región. Para la mayor línea aérea latinoamericana se trata de un paso más en su estrategia de sostenibilidad.

“Se trata de un programa que cambia el “destino” de los residuos”, dice la compañía al lanzar la iniciativa en Chile, el primer mercado en el que se implementará esta acción para luego expandirse gradualmente a los otros mercados donde opera. El objetivo de LATAM es ser los primeros en el reciclaje a bordo y reafirmar su posición de liderazgo en sostenibilidad, tal como lo avala el Índice Dow Jones en la materia que la reconoce como una de las tres aerolíneas que encabeza el ranking a nivel mundial. 

“Somos una de las tres aerolíneas más sostenibles del mundo y nuestro compromiso y esfuerzos continuarán enfocados en seguir siendo un referente en la industria aérea.  Hoy, estamos lanzando nuestro programa global “Recicla tu viaje” en los vuelos domésticos de Chile, que representa el primer paso de un camino en el que esperamos avanzar próximamente, para que en todos nuestros vuelos en los distintos países donde operamos, se recicle a bordo”, comenta Ignacio Cueto, presidente de LATAM Airlines Group.

El directivo destaca que en los últimos 10 años la compañía ha estado generando nuevas iniciativas en materia medioambiental como parte de los compromisos que la industria aérea se ha auto-impuesto para reducir la contaminación derivada del transporte aéreo. Parte de estas innovaciones sin duda guardan relación con las incorporaciones de aviones más modernos y eficientes que, a fecha de hoy, están permitiendo ahorrar un 15,0% menos de combustible en comparación con el año pasado. “A partir de 2025, tenemos un compromiso en LATAM de tener un crecimiento de carbono neutro, y en 2040 ser una compañía 100% carbono neutro”.

Al presentar la nueva iniciativa, Cueto valora el esfuerzo multisectorial involucrado. Junto con la acción propia de la línea aérea, está el rol que desempeña LSG Sky Chef que, como proveedor de la industria, tiene en su misión recibir los residuos de los vuelos y procesarlos. También menciona el rol que deben tener las autoridades en la materia para avanzar más rápido dado que el tema medioambiental “es urgente”, pero no considera que deban existir incentivos de parte de los Estados para tomar una iniciativa.

Considerando las diferencias regulatorias en América Latina que, en muchos casos pueden constituir barreras para implementar planes regionales, Cueto enfatiza en la necesidad de trabajar en conjunto e indica que la multiplicidad de actores hace que estos planes tomen tiempo en implementarse. “Dado que hay muchos organismos, autoridades, aeropuertos, tenemos que ponernos de acuerdo y simplificar procesos”, puntualiza.

El programa “Recicla Tu Viaje” no tiene efectos para el pasajero más allá de su involucramiento como actor de cambio. Cuando los tripulantes pasan con el carrito retirando productos del catering en vuelo, los pasajeros -con la ayuda del personal de cabina- separan el aluminio, vidrio y plástico. Al aterrizar, LSG Sky Chef recibe los residuos segregados y los lleva para su reciclaje. Es un programa sencillo desde su inicio, pese a la complejidad multisectorial que involucra, y está alineado con los nuevos servicios a bordo que ofrece la línea aérea como lo es el “Mercado LATAM”. Si bien en otras partes del mundo existen iniciativas similares, como en Europa, a nivel regional no se conoce alguna gran escala como la que se busca implementar.

LATAM señala que viene trabajando durante más de un año en este proyecto y ha realizado diez programas pilotos en distintos escenarios para reciclar hasta llegar a uno que fuera íntegro, en la que la separación de los elementos fuera realizada a bordo.  Hoy se está reciclando aluminio (latas), vidrios (licores y jugos), plásticos (botellas y vasos donde se sirven bebidas, jugos, etc.).

En Chile, el programa comienza oficialmente el 1º de agosto en vuelos domésticos. Hasta diciembre de este año, se esperan reciclar alrededor de 20 toneladas de desechos y para 2020, se estiman un procesamiento de 55 toneladas de residuos. Según lo informado por Ignacio Cueto, cada seis meses se debiera ir implementando este programa en el resto de los países.

Con la frase “no existe desarrollo si este no es sustentable”, la ministra de Medio Ambiente, Carolina Schmidt, valora el esfuerzo de LATAM en materias de sostenibilidad. “Es un líder en transformación”, indica al participar del lanzamiento del programa de reciclaje. “Para hacer de Chile un país cada vez más limpio y sustentable, necesitamos del esfuerzo de todos para aumentar nuestras tasas de reciclaje”. Agrega que, actualmente en el país, sólo se recicla el 12,5% de los envases y embalajes, lo que está lejos de países desarrollados. “Es por eso que valoramos los esfuerzos del mundo privado por acelerar la transición hacia una economía circular, en donde los residuos se transforman en insumos para nuevos productos”.

miércoles, 17 de julio de 2019

Familia Benetton se suma a la nueva sociedad de Alitalia y esperan validar “lo antes posible” el plan de recuperación

Por Ricardo J. Delpiano

Alitalia A319 rampa FCO (RD)
Foto: Ricardo J. Delpiano
Después de dos años de administración extraordinaria, Alitalia tiene nuevos dueños. Cumpliéndose la fecha límite del 15 de julio para acercar propuestas, la sociedad Atlantia, de propiedad de la familia Benetton, es la escogida para compartir la administración de la principal línea aérea italiana, tras desecharse las ofertas de presentadas por el Claudio Lotito, presidente del club de fútbol Lazio, Carlos Toto, ex presidente de la desaparecida Air One, y Germán Efromovich, cuya propuesta ya era objetada por Delta.

De esta manera, Atlantia con entre 35,0% o 40,0% de participación comparte propiedad en Alitalia con Ferrovie dello Stato (35,0%), el Ministerio de Economía de Italia (15,0%) y Delta Air Lines (entre 10,0% y 15,0%). La participación todavía puede variar, específicamente en lo que concierne a Atlantia y Delta, pero básicamente esa sería la nueva distribución de los accionistas que nuevamente intentarán rescatar a Alitalia.

La elección de Atlantia, por parte de la empresa estatal de ferrocarriles, atiende los consejos de Mediobanca que la selecciona por su solidez financiera y por controlar la Autostrade per l’Italia y Aeroporti di Roma, argumentando que puede ser favorable para fortalecer el plan industrial y el desarrollo de la línea aérea en los próximos años.

A partir de ahora, los cuatro socios deben finiquitar el plan de negocios y presentar la oferta final antes del 30 de septiembre. Mientras tanto, la línea aérea continúa con su administración extraordinaria y manteniendo sus actuales operaciones. Sólo cuando los nuevos accionistas validen el plan, existiría claridad de los ajustes planteados, así como otras medidas que podrían adoptarse para intentar recuperar financieramente a la compañía y encaminarla hacia la rentabilidad. Tras conocerse el resultado del concurso, Ferrovie dello Stato indica que comenzará a trabajar “lo antes posible” en las definiciones.

Por el momento, sólo se conocen algunas directrices que tendría el plan de negocios de Ferrovie dello Stato. Estas consideran una reducción de rutas no rentables o que no son estratégicas para la compañía, una operación conformada por alrededor de 100 aviones, reducciones de puestos de trabajos en áreas administrativas y personal de aeropuerto, incremento en la tasa de uso de aeronaves y nuevos contratos orientados a aumentar la productividad por trabajador.

En lo que respecta a rutas, el diario Il Sole 24 Ore señala que se cerrarían 15 destinos o rutas de la actual red. Entre estas se mencionan los vuelos desde Milán (LIN) hacia Ginebra, Luxemburgo, Pescara, Reggio Calabria; desde Roma hacia Johannesburgo, Nueva Delhi, La Habana y Santiago de Chile; además de los vuelos desde Milán (MXP) hacia Malé.  En vuelos intraeuropeos y del Norte de África, Alitalia cancelaría servicios desde Roma hacia Casablanca, Düsseldorf, Kiev, Málaga, Marsella, Toulouse y Valencia.

Al compartir propiedad con Atlantia, se confirmaría la sinergia que se busca conseguir entre aeropuerto y línea aérea en Roma, hub de Alitalia, mientras que Milán (LIN) quedaría como base para atender el tráfico corporativo desde esa ciudad. Al preferir Roma como base y centro de conexiones, la compañía asegura la continuidad histórica de su operación –pese a los desafíos que esta tiene- y alejarse de nuevos competidores que emergen, como es el caso de Air Italy (ex Meridiana) que, de la mano de Qatar Airways, busca crecer desde Milán (MXP).

Alitalia llega al término de su administración extraordinaria con un incremento en los ingresos de pasajeros en un 4,4% y de 2,2% en personas transportadas para el primer semestre 2019, en comparación con el mismo periodo anterior. Según la compañía, los resultados están impulsados por los vuelos intercontinentales y el aumento de los ingresos del tráfico corporativo con un alza de 4,6% respecto al primer semestre 2018. Pese al incremento de ingresos que, al cierre del año pasado, llega al 3,5%, las pérdidas llegan a €120 millones.

Los resultados operacionales y financieros de los últimos meses debieran ser considerados en la elaboración final del plan de negocios que debe presentarse antes de que termine septiembre, aspectos no menores considerando la coyuntura existente en varios mercados internacionales, el incremento de la competencia y la situación interna de la compañía. 

martes, 16 de julio de 2019

Tráfico de LATAM crece 7,0% en junio por alza en vuelos domésticos de países de habla hispana

Por Ricardo J. Delpiano

LATAM Airlines B767-300ER pasajeros Economy (RD)
Foto: Ricardo J. Delpiano
Siguiendo la tendencia de los meses anteriores, el tráfico de pasajeros de la red de LATAM Airlines registra en junio un alza de 7,0% en comparación con el mismo mes del año anterior, lo que se reduce en 9.568 mil pasajeros-pagos por kilómetro (RPK, por sus siglas en inglés) en el mes, 626 mil que los registrados en junio 2018. El crecimiento está impulsado directamente por los mercados domésticos de países de habla hispana seguido de los vuelos internacionales, pese a los ajustes realizados para enfrentar el escenario regional.

De acuerdo a las estadísticas difundidas por LATAM, el RPK de junio está determinado por un alza e 13,2% en los mercados domésticos en países de habla hispana, un 6,8% en los vuelos internacionales y apenas un 3,7% en los vuelos al interior de Brasil, lo que corresponde a 1.619 mil, 5.587 mil, y 2.362 mil pasajeros pagos, respectivamente.

LATAM mantiene en el mes un enfoque disciplinado en la oferta que se manifiesta con un crecimiento de 3,5% en la capacidad de la red, medida en asientos disponibles por kilómetro (ASK), que se traducen en 11.524 mil plazas disponibles. Estas están distribuidas en 2.021 mil para los mercados domésticos en países de habla hispana con un crecimiento de 12,0%, 2.999 mil para los vuelos dentro de Brasil representando un alza de 0,6%, y 6.503 mil en rutas internacionales con un aumento de 2,5%, todos en comparación a junio 2018.

Por el incremento de tráfico en países de habla hispana, el factor de ocupación promedio registra un alza de 2,7 puntos porcentuales en toda la red para cerrar en 83,0%. En los vuelos internos en Argentina, Chile, Colombia, Ecuador y Perú, la ocupación se mantiene estable con un alza de 0,9 puntos para cerrar en 80,1%, mientras que en Brasil se registra un incremento de 2,3 puntos que elevan el indicador a 78,8% siendo el más desafiante en toda la red. En los vuelos internacionales, el factor de ocupación de la compañía es de 85,9% con un alza de 3,5 puntos siendo el segmento que reporta mejor resultado del mes por este concepto.

Como reflejo de lo anterior, LATAM transporta en junio 5.569 mil pasajeros en toda su red lo que representa un alza de 8,8% en comparación con el mismo mes del año anterior. En los países de habla hispana la cantidad de personas movilizadas es de 2.032 mil con un crecimiento de 13,3% que se puede atribuir a una consecuencia directa de las acciones comerciales de la compañía como parte de la profundización de su modelo híbrido de negocios. En segundo lugar, destaca el aumento de viajeros en Brasil con un alza de 6,9% para 2.255 mil pasajeros, y posteriormente, los vuelos internacionales con 1.282 mil personas transportadas que representan un crecimiento de 5,3%.

Mediante una disminución de 3,5% en la capacidad (ATK), LATAM busca conseguir resultados favorables en su operación. Esto es acompañado por el crecimiento de la red en los últimos meses que han incluido a nuevos destinos como Chicago (ORD), proceso que continúa en julio con el establecimiento del servicio a Copenhague. El tráfico de carga (RTK) de LATAM registra una variación no significativa de 0,4%, mientras que la ocupación sube 2,1 puntos porcentuales para cerrar en 55,1%.

Al cierre de la primera mitad del año, el RPK de LATAM registra un crecimiento de 6,1%, acompañado de un alza de 5,8% en ASK y una estabilidad (0,3 puntos) en el factor de ocupación de pasajeros de 83,8%, más un crecimiento de 7,1% en la cantidad de personas transportadas. El tráfico doméstico es el principal aporte a estos resultados. En el segmento de carga, el negocio se mantiene dentro de una relativa estabilidad con una baja no importante de 0,5% en el RTK, una contracción de 2,5% en ATK y una mejora de 1,1 puntos porcentuales en un consolidado semestral de 55,9%.

Además de la situación macroeconómica regional, los resultados semestrales de tráfico incluyen el periodo más desafiante de la industria aérea por la ausencia de catalizadores que impulsen la demanda. Si bien los otros periodos suelen ser más favorables, la coyuntura económica-política de la región, especialmente en Argentina como uno de los mercados emisores más importantes para la empresa podrían mantener ciertos condicionamientos. 

lunes, 15 de julio de 2019

Alitalia eliminaría ruta a Santiago de aprobarse plan de negocios de la nueva administración

Por Ricardo J. Delpiano

Alitalia B777-200ER landing SCL (RD)
Foto: Ricardo J. Delpiano
La incertidumbre respecto al futuro de Alitalia parece llegar a su fin y con ello, también una serie de rutas de la compañía, incluido el enlace Roma – Santiago.  La razón responde a la decisión de construir una compañía más pequeña y eficiente, con menores costos que permita iniciar una nueva recuperación que asegure su competitividad en el futuro.

La decisión del Gobierno de Italia considera una estatización parcial de la línea aérea que se impulsaría a través de Ferrovie dello Stato con un 35,0% de participación, más un 15,0% a cargo del Ministerio de Economía. Junto a la empresa pública de ferrocarriles, se sumaría Delta Air Lines con un 10,0% dejando un 40,0% por vender a uno o varios accionistas.

Según publica Il Sole 24 Ore (12/07/2019), el plan de recuperación de Ferrovie dello Stato y Delta Air Lines considera una “Nueva Alitalia” que funcionaría a partir del 1º de enero de 2020. Esta tendría una flota menor que la actual, conformada por alrededor de 100 aviones, menor cantidad de rutas, reducción de fuentes laborales en áreas de aeropuerto y administrativas, cambios en algunos contratos y una mayor productividad del personal.

El cambio más significativo estaría en el cierre de varios servicios intercontinentales, lo que marca diferencias con el plan de negocios implementado por Etihad cuando se hace cargo de la línea aérea, y que pese a la “concurso administrativo”, se mantiene hasta ahora. El ajuste en rutas perseguiría el objetivo de alejar a Alitalia de la competencia de las líneas aéreas de bajo costo y tarifas bajas (LCC, por sus siglas en inglés) y el término de las rutas no rentables y no estratégicas. Este último, también rompe con el plan actual que tiene como referencia muchas rutas con tráfico étnico y V.F.R. (Visit Friends & Relatives), como es el caso de Santiago, lo que permite inferir una focalización exclusivamente en la rentabilidad.

Pese a la gran presencia de las LCC, el aeropuerto Leonardo da Vinci (Fiumicino) de Roma se confirma como el hub de la compañía desde donde se reorganiza la mayor parte de la red. En Milán, queda la operación con una base en el aeropuerto de Linate por el tráfico corporativo y desde donde se inaugurarían nuevos servicios hacia Copenhague, Estocolmo, Lisboa y Viena, mientras se cortan vuelos a Ginebra, Luxemburgo, Pescara, Reggio Calabria, Trieste. Se buscaría una reducción de 15 destinos. Muchas rutas internas serían asumidas en cooperación con la red ferroviaria italiana como, por ejemplo, de Roma (Termini) a Florencia, Pisa y Nápoles, cuya cercanía poco favorece a la operación aérea.

En vuelos intraeuropeos y del Norte de África, Alitalia cancelaría servicios desde Roma hacia Casablanca, Düsseldorf, Kiev, Málaga, Marsella, Toulouse y Valencia. Se agregarían servicios hacia Bérgamo, Bucarest, Dubrovnik, Split, Viena y Zagreb.

En las rutas de larga distancia, además de los términos de Roma – Teherán (IKA), Roma – Abu Dhabi, Milán (MXP) – Abu Dhabi y Roma – Beijing, se cerrarían los vuelos desde la capital italiana hacia Johannesburgo, Nueva Delhi, La Habana y Santiago de Chile, así como desde Milán (MXP) hacia Malé. La ruta Roma – San Francisco sería sólo durante la temporada de verano, y se agregarían vuelos a Shanghái (PVG). De esta manera, la red latinoamericana de Alitalia quedaría conformada por Buenos Aires (EZE), Sao Paulo (GRU), Río de Janeiro (GIG) y Ciudad de México.

En el caso de Santiago, la eventual cancelación de la ruta guarda relación con la estacionalidad de la demanda en la ruta a Roma, el poco atractivo de la capital italiana para efectuar conexiones para el viajero chileno en comparación a la oferta que tienen otras líneas aéreas desde sus respectivos hubs, y una demanda étnica & V.F.R. menor en comparación al “elemento geográfico” presente en las comunidades italianas que existen en Argentina y Brasil. La posible salida de Alitalia del mercado chileno también puede interpretarse como un ajuste del mercado en las rutas con Europa, especialmente ante los incrementos de capacidad propuestos por Air France – KLM e IAG (Iberia y Level, principalmente).

Todavía no existe fecha para el corte de los servicios mencionados ya que primero el Gobierno debe confirmar la nueva sociedad y oficializar el plan de negocios. No obstante, ante el escenario actual y la necesidad imperiosa de poner término a la incertidumbre de Alitalia, probablemente sea esta sea la realidad de la red de la compañía en un muy corto plazo. La posible futura administración deja abierta la opción para un posible incremento de capacidad en el mediano plazo con la introducción de dos aviones para vuelos intercontinentales a partir de 2023.

En lo que respecta a flota, la operación de Alitalia quedaría en 2020 con 24 Airbus A319 (29 en 2023), 38 A320, 11 A321, 12 A330-200, 11 Boeing 777-200ER y un B777-300ER, además de la flota regional conformada por 15 Embraer ERj170 (desprendiéndose de los ERj190). Destaca el privilegio que haría la nueva administración por aviones de menor capacidad como los A319 y ERj175 que poseen un mayor costo por asiento (CASK) en una decisión contraria a la tendencia de la industria que prefiere la utilización de aviones con mayor cantidad de asientos para disminuir los costos. La firma si considera un incremento en la tasa de utilización de aviones para generar eficiencias. En lo que respecta a los nuevos aviones para vuelos intercontinentales estos serán B777-200ER. Por el momento, la “Nueva Alitalia” no consideraría realizar pedidos a fabricantes por nuevos aviones.

El plan presentado por Ferrovie dello Stato todavía puede sufrir modificaciones dependiendo de los futuros accionistas que entrarían en el 40,0% restante que, hasta ahora, no tiene dueño. Delta Air Lines se opone al ingreso de Germán Efromovich a la administración de Alitalia. La nueva administración considera que la compañía italiana siga en números rojos hasta 2021, esperando que a partir de 2022 se comiencen a generar beneficios. 

domingo, 14 de julio de 2019

LATAM y Qantas actualizan su acuerdo comercial para sumar cinco nuevos destinos en Sudamérica

Por Ricardo J. Delpiano

LATAM B787-9 y Qantas B747-400 (Maurice Becker)
Foto: Maurice Becker 
Aprovechando la expansión de la red, LATAM y Qantas anuncian la ampliación de su acuerdo de código compartido con el fin de incrementar la red de destinos en Sudamérica. La cooperación sigue los lineamientos desarrollados desde el inicio de las operaciones los que se han intensificado en el último tiempo con nuevas rutas y frecuencias. La actualización del acuerdo refuerza el compromiso de las líneas aéreas por mejorar la conectividad, y como consecuencia en este caso, continúan potenciando al aeropuerto de Santiago como el centro de conexiones por excelencia entre Sudamérica y Oceanía.

La ampliación del código compartido suma cinco nuevos destinos en Sudamérica. Cuatro corresponden a Brasil y, por primera vez, incluye a Uruguay en la red compartida. Desde el 1º de agosto de 2019, los pasajeros pueden acceder en un mismo ticket, además de acumular y canjear puntos en los respectivos programadas de lealtad en las conexiones que se efectúan a través de Santiago hacia Montevideo y vía Santiago y Sao Paulo (GRU) a Belo Horizonte, Curitiba y Florianópolis. Asimismo, a partir del 15 de octubre, fecha en que comienza la nueva ruta de LATAM entre Brasilia y Santiago, este servicio también pasa a estar incluido en el acuerdo con la línea aérea australiana.

De esta manera, Qantas pasa a ofrecer una red conjunta con LATAM en seis países y 14 destinos en Sudamérica. En Brasil, se incluye a Sao Paulo (GRU), Río de Janeiro (GIG), Porto Alegre, Brasilia, Belo Horizonte, Curitiba y Florianópolis. En Chile, las rutas hacia Antofagasta y Punta Arenas. Además de los vuelos desde Santiago hacia Bogotá, Guayaquil, Lima y Montevideo.

Los horarios de los vuelos y la coordinación por parte de ambas compañías permiten a los pasajeros disfrutar de tránsitos inmediatos en ambos sentidos, facilitando la conectividad entre los dos continentes a través de la capital chilena. Por el rol de hub que posee, Santiago es un destino estratégico de Qantas que continuará potenciando en los próximos años con la mantención de la ruta, pese a la posible reducción de capacidad que supone la colocación del Boeing 787-9 como reemplazo del B747-400ER a partir de 2020. Hasta la fecha, Qantas no ha informado si esta reducción de asientos por vuelo será compensada con frecuencias adicionales.

El reforzamiento de la cooperación entre LATAM y Qantas potencia no sólo la actividad de ambas líneas aéreas, sino que también, refuerza el rol del aeropuerto como centro de conexiones, concepto que su nueva administración (Nuevo Pudahuel) busca potenciar como parte de su modelo de negocios para el terminal aéreo que amplía. En ese sentido, las dos compañías deben ser valoradas como un aliado fundamental del aeropuerto.

Actualmente, Qantas opera cuatro vuelos sin escalas en la ruta Sydney – Santiago ofreciendo una capacidad semanal de 2.912 asientos en ambos sentidos. Posee acuerdos de código compartido con LATAM en los siete vuelos que esta ofrece en la ruta Sydney – Auckland – Santiago y en los tres vuelos semanales Santiago – Melbourne. En conjunto, son más de 6.000 asientos conjuntos los que están disponibles semanalmente, colocando a estas dos líneas aéreas como líderes en la conectividad a través del Pacífico Sur, tanto como por capacidad por vuelo como por oferta de rutas. 

sábado, 13 de julio de 2019

ANAC Argentina firma memorándum con DGAC Chile para abrir oportunidades históricas para el intercambio de aviones en líneas aéreas

Por Ricardo J. Delpiano

Avión neutro B767 (S.Blaise)
Foto: S.Blaise
Con el objetivo de atender las necesidades de las líneas aéreas pos de asegurar la conectividad del país, la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) de Argentina ha firmado un memorándum para la vigilancia de la seguridad operación con la Dirección General Aeronáutica Civil de Chile (DGAC). El documento es la antesala para un acuerdo entre ambos países que abriría la puerta a sus respectivas líneas aéreas intercambiar aviones y de esta manera conseguir mayores eficiencias operacionales.

“Este acuerdo es firmado con el objetivo de concretar acciones que fomenten, faciliten y simplifiquen las operaciones de aeronaves de un Estado en el espacio aéreo del otro, con el objetivo de desarrollar la actividad y las relaciones aeronáuticas entre ambos países”, declara ANAC en un comunicado.

La autoridad aeronáutica argentina destaca que el memorándum contribuye a la coordinación de la fiscalización que realizan las entidades competentes de ambos países en el control de operaciones de las aeronaves de los operadores autorizados por cada Estado para el transporte aéreo de pasajeros, carga y correo. Desde Argentina, agregan que los dos países facilitan la cooperación técnico-operacional entre las líneas aéreas.

La principal característica es que el memorándum para el acuerdo abre oportunidades para que las líneas aéreas argentinas puedan utilizar aeronaves con matrícula extranjera, en este caso de Chile (CC-), tal como lo solicita LATAM para su filial argentina ante la entrada en vigencia de nuevo requerimiento para operar en los Estados Unidos. Cabe recordar que, a partir del 1º de enero de 2020, la Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) exige que todas las aeronaves que vuelen en espacio aéreo estadounidense dispongan equipos ADS-B.

En ese sentido, la autoridad argentina es clara. “Este acuerdo puede ser un primer paso hacia ese pedido de alquilar aviones para que los vuelen tripulaciones argentinas, pero todavía ANAC no dio la autorización a LATAM para que lo haga. Este pedido está siendo evaluado”.

Si bien todavía se requiere la firma del acuerdo correspondiente y la aprobación del pedido, la posibilidad de que se autorice el intercambio de aviones para las líneas aéreas argentinas representa un punto de inflexión en la historia de la aviación de ese país. Hasta ahora, la normativa argentina exige que todos los operadores que cuenten con un Certificado de Explotación de Servicios Aéreos (CESA) –equivalente al AOC- deben operar con equipos registrados en Argentina (LV-), atender sólo rutas en el país o que conecten a este con terceros y sean operados o atendidos con personal argentino. Por consiguiente, se impide la rotación de aeronaves con otras empresas y en terceros países.

LATAM apela a esta necesidad como fórmula para asegurar la operación de la ruta Buenos Aires (EZE) – Miami, además de conseguir mayor eficiencia en las operaciones que realiza en toda su red, en este caso con equipos Boeing 767-300ER. De ser autorizada, la filial argentina de esta compañía podría recibir equipos más modernos que operan en el Perú bajo el mismo mecanismo de intercambio de aviones con Chile, permitiendo que sus pasajeros puedan acceder a nuevos productos como las nuevas cabinas que están siendo instaladas en esta flota.

Si bien LATAM sería la primera beneficiada con la histórica medida, otras compañías argentinas también podrían también ser favorecidas, especialmente aquellas con proyecciones continentales. Tal es el caso de JetSMART que, si bien posee una flota de tres aviones con registro argentino (LV-), podría hacer uso de este beneficio para incrementar la eficiencia en sus operaciones chilenas y argentinas, requerir reemplazo de material en forma inmediata en caso de mantenimiento o contingencia o incrementar capacidad de ser necesario.

El uso de aeronaves con registro extranjero no implica que tripulaciones o personal técnico argentino vean afectados sus puestos de trabajo, ya que el beneficio sólo guarda relación con el material de vuelo. En el caso de LATAM, por ejemplo, la compañía asegura que los vuelos seguirán siendo realizados por tripulaciones argentinas y atendidos por personal técnico de ese país. La línea aérea tiene el apoyo de sus trabajadores y de la Cámara de Compañías Aéreas Argentinas (JURCA).

De alcanzarse un acuerdo, este también debiera tener los mismos beneficios en Chile, pero su visualización no sería significativa dado que la normativa chilena permite que las líneas aéreas utilicen aeronaves registradas en otros países, siempre y cuando, acrediten la documentación y posean los estándares técnicos exigidos por DGAC. Anteriormente, compañías como la desaparecida PLUNA, LATAM y recientemente, JetSMART, han utilizado equipos registrados en el extranjero en vuelos domésticos.

Pese a lo auspicioso del escenario, todavía falta un punto que tanto la industria aérea como las autoridades políticas de Argentina deben sortear en todo lo que respecta a la posición de los gremios aeronáuticos, los que tradicionalmente han manifestado posiciones contrarias a cualquier medida que implique una liberalización de los cielos. Pese a un cierto quiebre que podría haber ante el requerimiento de pilotos de LATAM Argentina, la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA) puede responder con medidas de fuerzas directas o indirectas en un intento de medir fuerzas con el actual gobierno en medio de un ferviente ambiente electoral.

viernes, 12 de julio de 2019

KLM inicia las celebraciones de sus 100 años en Chile

Por Ricardo J. Delpiano

KLM B787-10 100 años (KLM)
Foto: KLM 
Alineados en todos los mercados en donde opera, KLM Royal Dutch Airlines inicia la cuenta regresiva en Chile con motivo de sus 100 años, hecho que la convierte en la línea aérea más antigua del mundo con servicio continuado y con el mismo nombre. Las celebraciones oficiales comenzaron en Ámsterdam, el pasado 29 de junio cuando se dio la cuenta regresiva de los simbólicos 100 días para el 7 de octubre, fecha del aniversario de la línea aérea.

KLM marca este conteo con dos hechos: la incorporación del primer Boeing 787-10 que luce el distintivo especial de 100 años, y con el compromiso de la línea aérea en avanzar hacia una aviación sustentable, manifestado en una carta abierta enviada a los accionistas de la industria con el fin de aunar esfuerzos, compartir conocimientos y herramientas en pos de la sostenibilidad.

Apelando a la historia, la misma de la cual la línea aérea se enorgullece más ahora que se apresta a celebrar su primer centenario, KLM repasa los hitos que la posicionan a nivel mundial como compañía aérea ecológica. Ser parte del Top 3 del Índice Dow Jones de Sostenibilidad desde hace 14 años, pionera en el uso de biocombustibles, la renovación constante de la flota, prácticas de reciclaje, programa de compensación de carbono, inversión en combustibles de nueva generación y en el diseño de nuevos aviones para el futuro son algunos de sus logros.

Por lo anterior, no es casual que la llegada del B787-10 marque parte importante de los festejos. Para KLM, este avión no es uno más, sino el símbolo de la transición de su flota hacia una nueva generación de aeronaves cuya principal característica es su operación sustentable, por el importante ahorro en consumo de combustible, bajo nivel de emisiones contaminantes y reducción de ruido, además de estar destinado a reemplazar a parte emblemáticos B747-400/-400C que por décadas fueron símbolo de la capacidad de la línea aérea.

Los primeros B787-10 de KLM ya vuelan en la ruta Ámsterdam – Kilimanjaro – Dar es Salaam desde el 2 de julio. Posteriormente, serán asignados a las rutas hacia Dubái y Toronto. El plan considera incorporar 15 B787-10 que se unirán a los 13 B787-9 actualmente en servicio. Con el plan de optimización de la flota recientemente aplicado por el holding, KLM recibirá los seis aviones pendientes de entrega de Air France, mientras que esta se beneficiará de siete Airbus A350-900 que inicialmente estaban asignados a la firma holandesa.

En las primeras conmemoraciones del primer centenario, Pieter Elbers, CEO de KLM, resalta dos factores que han jugado un papel fundamental en alcanzar este logro: la fidelidad de los clientes y el compromiso de sus trabajadores. “Valorando nuestros clientes, acogiendo la innovación y siendo pioneros en sostenibilidad, en KLM hemos creado una querida marca y una hermosa familia. En el centenario de KLM, esperamos con orgullo un futuro brillante, listos para los excitantes desafíos y oportunidades que tenemos por delante”, expresa.

Como en Ámsterdam, las celebraciones de KLM se extenderán por todos los países donde está presente. Chile no será la excepción, y por lo mismo, se han programado una serie de actividades con la comunidad. Destacan las que se realizarán todos los fines de semana entre el 13 de julio y 4 de agosto en el centro de ski La Parva, concursos en las redes sociales y en el aeropuerto de Santiago, entre otras.

Si bien estas acciones tienen un componente comercial, deben ser asociadas a la forma como KLM interactúa con sus clientes y seguidores, al mismo tiempo que da valor a la conectividad que representa. En Chile, esta se manifiesta con el enlace aéreo Ámsterdam – Buenos Aires (EZE) – Santiago mediante el cual es posible acceder a uno de los centros de conexiones más importantes de Europa y el mundo, donde los viajeros pueden conectar a los cinco continentes a través de la red de la compañía a 164 destinos, combinar con la de Air France o con la de otras líneas aéreas asociadas.

“En estos 100 años queremos agradecer a nuestros clientes por su lealtad permanente, por su confianza y por permitirnos crecer en el mercado con una reputación corporativa invaluable, destacando siempre que la impronta en nuestro ADN es velar por su satisfacción y bienestar”, comenta Pía Lackman, gerente general de Air France – KLM en Chile.

Si bien el centenario ya es un ícono de KLM, su presencia en Chile se reduce a la mitad cuando desde la década de 1960 comienza a conectar los Países Bajos con Chile. Desde sus operaciones con los clásicos Douglas DC-6 en los años '50 que, posteriormente, dan paso a los McDonnell Douglas DC-8 hasta los B787-9 con los que hoy opera, pasando por los DC-10-30, los B747-200C, B747-400C y B777-300ER, la línea aérea ha sido protagonista de la conectividad internacional del país en un rol que crece año tras año, cuyo reflejo más evidente es la cantidad de pasajeros transportados. Actualmente, dispone seis vuelos semanales y desde octubre hasta marzo, volverá con vuelos diarios, siendo la mayor oferta que colocada en toda su historia en el mercado chileno. 

jueves, 11 de julio de 2019

LATAM busca conseguir el intercambio aviones en Argentina para salvar su ruta Buenos Aires – Miami

Por Ricardo J. Delpiano

LATAM B767-300ER CC-CFV (RD)
Foto: Ricardo J. Delpiano
Apelando a un antiguo anhelo, propio del modelo de negocios de la compañía en la mayoría de los mercados donde opera, LATAM Airlines está solicitando a las autoridades de Argentina la posibilidad de intercambiar aviones Boeing 767-300ER en ese país. La razón responde al requerimiento de la Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) que exige a los operadores aéreos actualizar equipos de navegación y comunicación de sus aviones más antiguos antes de 2020.

La exigencia de la autoridad aeronáutica de los Estados Unidos se refiere a que todos los aviones que operen en su territorio deben contar con equipos ADS-B instalados. El ADS-B brinda mayor precisión de la posición del avión en aire y en tierra permitiendo un mayor conocimiento de la aeronave –y de la situación en el entorno- para controladores de tráfico aéreo y pilotos por igual. Al disponer de información más precisa, los controladores pueden incrementar el uso del espacio aéreo (menor separación, vuelos más directos, más aviones operando) y de las pistas, aumentando la eficiencia de las operaciones, disminuyendo las esperas en los aeropuertos, y con esto, contribuyendo a la reducción de costos de la industria como de las partículas contaminantes que la aviación genera a la atmósfera.

Los tres B767-300ER que utiliza LATAM Argentina no poseen este equipamiento y su instalación demanda una inversión significativa que, en el caso de los aviones más antiguos, no necesariamente se justifica. De acuerdo con información de la industria, los B767-300ER poseen en promedio 18,5 años de antigüedad. Dos equipos (LV-IQW y LV-ZYV) tienen 21,3 años, mientras que LV-CFV es el más nuevo (13,1 años).

En los últimos años, varias líneas aéreas que operan equipos B757 y B767, como otros más antiguos particularmente utilizados por los operadores de carga, han estado modernizando sus aviones con la instalación del equipamiento exigido como otros softwares y componentes como medida para extender el uso de sus aeronaves, en paralelo a la renovación de sus flotas. El caso particular de LATAM Argentina, posee una cierta diferencia, por los procesos por los que ha atravesado la línea aérea en ese país. Primero, por la dificultad –o impedimento- que tuvo para renovar o incorporar aviones durante la administración de Cristina Fernández, y segundo, por las condiciones que impone el mercado argentino para el rendimiento de la filial, lo que en su conjunto ha demorado la renovación de la flota.

Como mecanismo para sortear la exigencia de la FAA, LATAM busca conseguir la operación de aeronaves con matrícula extranjera bajo su actual Certificado de Explotación de Servicios Aéreos (CESA), pero manteniendo su operación con tripulaciones argentinas tal como lo exige la normativa del país. La intención es replicar la fórmula aplicada exitosamente en otros países, siendo el mercado peruano el ejemplo más evidente donde todos los aviones de LATAM funcionan con ese mecanismo.

De no conseguir la excepción, LATAM estaría condicionada a no continuar sus servicios entre Buenos Aires (EZE) y Miami, una de las principales de la filial, a partir del 1º de enero de 2020. Además de la afección para los pasajeros por la reducción de la oferta, la eliminación de la ruta podría determinar la reducción de unidades B767-300ER que ocupa, en el caso de que sean reubicados en otros servicios, o bien la devolución de estos aviones. En ambos casos, se advierten una reducción de las fuentes laborales por la contracción que se produciría.

Junto con asegurar la continuidad de la ruta y de las fuentes laborales, el intercambio aviones brindaría a LATAM la posibilidad de alinear la filial argentina a las prácticas del resto de la compañía en lo que respecta a una mayor utilización de la flota, y a la modernización del producto. Por ejemplo, en este último punto, permitiría beneficiarse de los equipos que ya cuentan con las nuevas cabinas Premium Business y Economy Class (LATAM+, incluida) disponibles desde marzo en algunas rutas.

Actualmente, los B767-300ER de LATAM operan con dos registros: Chile (CC-) y Brasil (PT-). Los primeros son utilizados principalmente en las operaciones medias de alta densidad y de larga distancia de la filial peruana. Por el intercambio o rotación, estos aviones también pueden operar otros servicios de otras empresas del holding. La antigüedad de estos equipos va entre 9,4 y 22,6 años. Los que poseen el segundo registro (PT-) son utilizados exclusivamente por la filial brasilera y son los más nuevos con una edad que no supera los 7 años.

Considerando que LATAM no incorporará más aviones de este modelo y su número está condicionado por la salida de unidades (algunos a conversión a cargueros) y el proceso de retrofit que están siendo sometidos, la alternativa del intercambio de aviones para la filial argentina emerge como la única opción para asegurar las actuales operaciones. Para fin de año, la mayor línea aérea de la región considera operar una flota 32 B767-300ER en toda su red.

Según declaraciones de Rosario Altgelt, CEO de LATAM Argentina, a distintos medios trasandinos, las tripulaciones de la compañía están de acuerdo con el intercambio de aviones, ya que buscan asegurar sus fuentes de trabajo. “Nuestros empleados quieren el proyecto. Hacemos reuniones en todos los niveles y la gente pregunta ¿cuándo sale Interchange? Y lo hacen porque saben que la ruta a Miami corre riesgo”, comenta en La Nación (08/07/2019).

En ese sentido, los pilotos han solicitado a la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA) que ceda en su posición tradicional respecto a este punto para cooperar con la estabilidad de sus fuentes de trabajo, tema no menor considerando el escenario que vive actualmente Argentina. Sin embargo, la posición del gremio es por ahora contraria y anticipa un conflicto político que ya comienza a manifestarse con medidas de fuerza como las realizadas el viernes 05 de julio.

Para su causa, LATAM tiene apoyo de parte de la Cámara de Compañías Aéreas Argentina (JURCA) que respalda la política del intercambio de aviones. “Apoyamos la implementación de modalidades operativas ya vigentes en todo el mundo, como el intercambio de aeronaves, que permitirá a las compañías locales no sólo mantener sus rutas y operaciones actuales”, dicen.

LATAM sabe que tiene el tiempo en contra. No sólo por la entrada en vigencia de la exigencia del ADS-B, sino porque debe aprovechar el momento político del actual Gobierno y su política más liberal para conseguir la ansiada rotación de material. Con un escenario electoral contrario, un eventual triunfo de la fórmula Aníbal Fernández – Cristina Fernández podría suponer un revés en la política aerocomercial argentina y con esto, en las posibles pérdidas de oportunidades que se han generado en el último tiempo para toda la industria. 

miércoles, 10 de julio de 2019

SKY suma Salvador de Bahía ofreciendo para el verano 2019-2020 cuatro destinos en Brasil

Por Ricardo J. Delpiano

SKY A320neo CC-AZC delivery flight (Airbus)
Foto: Airbus
Continuando con su plan de expansión en la región, SKY suma para este verano a Salvador de Bahía como nuevo destino de su red. Será el cuarto destino que esta compañía de bajo costo y tarifas bajas (LCC, por sus siglas en inglés) ofrezca en Brasil, ya que además de la operación regular a Sao Paulo (GRU) y Río de Janeiro (GIG) también confirma a Florianópolis como parte de su oferta veraniega.

De acuerdo a lo indicado el sitio web de SKY, los vuelos a Salvador de Bahía comienzan el 30 de diciembre y se extenderán hasta el 2 de marzo, cubriendo la mayoría del periodo de alta demanda de verano. La operación está planificada con una frecuencia de tres vuelos por semana funcionando los lunes, jueves y sábado, utilizando equipos Airbus A320neo con capacidad para 186 pasajeros. De esta manera, la LCC chilena dispone 1.116 asientos en ambos sentidos cuya comercialización ya se encuentra está disponible.

Los horarios consideran la salida desde Santiago a las 02:00 horas para aterrizar en Salvador a las 07:15 horas (vuelo H2 640). De regreso, el vuelo (H2 641) inicia a las 08:00 horas para llegar a la capital chilena a las 14:00 horas. El tiempo de viaje es de algo más de cinco horas.

Si bien es un servicio estacional, la operación de SKY constituye la tercera conectividad sin escalas que tendrá Santiago con Salvador de Bahía. El primer enlace aéreo entre ambas ciudades se establece con LAN Chile a principios de la década 2000, ruta que posteriormente es eliminada, y actualmente, se cubre por medio de conexiones a través de Sao Paulo (GRU) y posteriormente, vía Brasilia. La segunda conectividad la aporta Air Europa entre abril y 2015, aprovechando un acuerdo con el Estado de Bahía para utilizar Salvador como plataforma para su expansión sudamericana. Sin embargo, la falta de aviones impidió asegurar la regularidad del servicio detonando una reducción de frecuencias y en menos de un año la salida del mercado.

Considerando su acción comercial de estímulo a la demanda a través del precio, SKY potencia esta nueva ruta ofreciendo un destino atractivo para los viajeros chilenos que deseen acceder al Noreste de Brasil, así como para los habitantes de Bahía que deseen visitar Chile. Considerando la oferta y acción de LATAM y GOL, el ingreso de SKY puede producir una dinámica competitiva interesante en esa ruta favoreciendo el incremento del tráfico de pasajeros.

“Poder brindarles a los pasajeros la posibilidad de volar de forma directa entre Santiago y Salvador de Bahía es un gran avance para nuestra operación, ya que seremos la única línea aérea que realizará este vuelo sin escalas y porque el mercado brasilero es tremendamente atractivo para la industria”, comenta la directora comercial de SKY, Carmen Gloria Serrat.

Por su parte, el alcalde de Salvador, Antônio Carlos Peixoto de Magalhães Neto señala que “la atracción de estos vuelos para Salvador de Bahía, reafirma el compromiso que tiene el gobierno local en impulsar iniciativas que incrementen el flujo turístico. El verano pasado tuvimos el mayor movimiento de turistas de la década y este año queremos superar ese logro”.

Junto con Salvador, SKY confirma también la operación estacional tradicional a Florianópolis.  Los vuelos a esta ciudad inician el 5 de noviembre con dos frecuencias semanales que posteriormente aumentan a seis en el mes de diciembre, medida que se acerca el periodo vacacional. En la última temporada, la LCC transporta a 11.245 pasajeros entre Santiago y Florianópolis con un crecimiento de 34,8% respecto al mismo periodo del año anterior, según indican las estadísticas de la Junta Aeronáutica Civil (JAC).

Dada la alta demanda de turistas chilenos para viajar a Brasil durante el verano, SKY también duplicará las frecuencias para viajar a Río de Janeiro (GIG) durante los meses de temporada alta, es decir enero y febrero del 2020. Así, la ruta pasará de seis a 12 vuelos por semana.

“Lo que nos motiva día a día es poder movilizar no solo pasajeros, sino que también experiencias, sueños y proyectos, poniendo el cielo al alcance de todos. La nueva ruta a Salvador de Bahía, además de la reactivación y reforzamiento de Florianópolis y Río de Janeiro, van en esa dirección, ofreciendo para las vacaciones de verano destinos atractivos y cada vez más accesibles para las personas”, complementa Serrat. 

El aumento de frecuencias y rutas convierte a Brasil en una oportunidad de crecimiento inmediato en el mercado internacional, compensando en parte el escenario desafiante que impone Argentina y complementado la exitosa operación en el Perú. Lo anterior, puede ser aprovechado con el aumento de la flota con la llegada de nuevas unidades A320neo.

Consultada SKY, el plan preliminar considera para fin de año una operación conformada con 10 A319 y nueve A320neo basados en Chile, más otros cinco aviones de este último modelo en el Perú. De esta manera, podría ser con un total de 24 aviones en servicio. Durante 2020, la compañía considera sumar nuevas unidades, incluyendo los tres primeros A321neo que se incorporarán a partir del segundo semestre de ese año.